La tecnología basada en inteligencia artificial revoluciona las operaciones comerciales

46
4
La tecnología basada en inteligencia artificial revoluciona las operaciones comerciales

El espíritu empresarial ha estado dominado por el aumento de la adopción de tecnologías inteligentes como la inteligencia artificial AI Internet de Things IoT y la tecnología drone.

Las empresas pequeñas y medianas, desde las empresas micro, pequeñas y medianas, MSMEs hasta las empresas multinacionales globales, han contribuido a incluir tecnologías inteligentes en la cadena de valor y reducir la redundancia en las operaciones.

Una encuesta global realizada por PwC mostró que el 70% de las empresas indias aumentaron la adopción de soluciones AI e implementarlas en áreas como recursos humanos, desarrollo de investigación, logística, ciberseguridad y finanzas.

El uso de AI ha facilitado la maximización de los ingresos y la reducción de los costos hasta el 92% desde el brote, lo que ha brindado a los empresarios más incentivos para maximizar la adopción de tecnología.

Se pueden manejar múltiples áreas de operaciones efectivamente mediante el despliegue estratégico de soluciones basadas en AI.

El 75 por ciento de las empresas encuestadas por PwC dijo que estaban comprometidas con aumentar el gasto organizacional en tecnologías automatizadas de recursos humanos a partir de 2020.

Las herramientas AI pueden revolucionar las operaciones de HR cuando se implementan en escala. El primer nivel del proceso de revisión de candidatos se puede ejecutar fácilmente sin intervención humana, gracias a la ayuda de herramientas de calidad.

Las herramientas AI pueden seleccionar resumes relevantes y permitir a los gerentes de ejecutivos proceder a los próximos niveles del proceso de contratación mediante el uso de componentes correspondientes a palabras.

La gestión de la HR puede usar un chatbot bien entrenado para aprobar las bajas, administrar los parámetros de bienestar de los empleados, administrar los datos de los empleados y resolver las quejas de empleados.

Se pueden usar chatbots para ofrecer apoyo a tiempo y manejar las comunicaciones desde una perspectiva de servicio de los clientes. La AI puede ayudar con la erradicación de las fronteras geográficas, ayudar con preguntas rutinarias y hacer tareas básicas en todas las zonas del tiempo.

La amplia definición de los perfiles y preferencias de los clientes junto con la presentación estratégica de datos a los clientes puede elevar el alcance y la calidad de la interacción.

La entrega de soluciones diseñadas a los clientes puede invariablemente impulsar las ventas y generar ideas valiosas sobre los patrones de demanda y consumo.

Las soluciones de AI pueden ayudar a reducir el error humano en operaciones críticas como la manufactura y las finanzas.

Los responsables pueden tomar decisiones informadas sobre la mitigación y la prevención de las crisis manteniendo los registros de datos de gestión de empresas y manufacturas.

Se pueden utilizar herramientas AI para mejorar la toma de decisiones a largo plazo, según el punto de vista financiero. La salud financiera de las empresas se puede mejorar mediante el uso de esas herramientas y los patrones de compra y ingresos se pueden analizar eficazmente.

Las tecnologías inteligentes tienen el potencial de cambiar las prioridades de las tareas entre el capital humano, y esto podría ser un enorme logro para el futuro del capital humano.

Una amplia gama de actividades, incluidas encuestas de construcción, cumplimientos de seguridad en centros de manufactura y almacenamiento, saneamiento de superficies e incluso operaciones agrícolas, pueden ser monitoreadas por la entrada de tecnologías impulsadas por la AI, como los aviones drones.

Los grandes volúmenes de datos basados en la imagen pueden ayudar a las empresas a analizar los patrones y formular estrategias para enfrentar desafíos operativos y mejorar el desempeño general.

Según NASSCOM, la adopción de herramientas AI en el espacio empresarial indio podría añadir entre $ 450 y 500 mil millones de dólares al PIB Nacional de Producto Interior Bruto para el año 2025.